Los miradores de Buenos Aires, una ventana a los rincones de la gran Ciudad
Sabado 21.10.17
Ciudad de Buenos Aires
16.2°
16.2°
41%
Buenos Aires
Los miradores de Buenos Aires, una ventana a los rincones de la gran Ciudad

La Ciudad tiene cientos de miradores, seis de los cuales pueden ser visitados gratuitamente en el marco del programa Miradores de Buenos Aires de la Dirección General Patrimonio, Museos y Casco Histórico; cuáles son

La vista desde el mirador del imponente Palacio Barolo, frente al Congreso de la Nación

La Ciudad tiene cientos de miradores, seis de los cuales pueden ser visitados gratuitamente en el marco del programa Miradores de Buenos Aires de la Dirección General Patrimonio, Museos y Casco Histórico; cuáles son

Obtener una visión de conjunto de la Ciudad de Buenos Aires o detallada de alguna cúpula oculta entre rascacielos, verificar la forma curva de la costa del Río de la Plata o la diferente altura a la que se recorta el horizonte según miremos al norte o al sur, son algunas de las posibilidades que ofrecen los miradores porteños, sitios privilegiados que "modifican escalas y clarifican imágenes".

"La observación desde estas alturas modifica escalas y clarifica imágenes. Podemos comprender mejor los límites y los estilos arquitectónicos que no están tapados ni por los árboles ni por otros edificios", dijo a la agencia Télam Ernesto Zakim, responsable del programa Miradores de Buenos Aires de la Dirección General Patrimonio, Museos y Casco Histórico.

Mirador del Hotel Panamericano, sobre Avenida 9 de Julio

El guía Leonardo Contreras explicó que si la versión de la metrópoli que se puede ver desde arriba es tan distinta a la peatonal es porque "la ciudad toda se encuentra entre los 13 y los 24 metros sobre el nivel del mar", lo que impide apreciar mucho de su paisaje urbano a la distancia.

Afortunadamente, Buenos Aires tiene cientos de miradores, seis de los cuales puede ser visitados gratuitamente en el marco del programa que funciona desde 2010 en la Ciudad: Galerías Güemes, Hotel Panamericano, ACA, Basílica Santa Rosa de Lima, Confitería del Club Alemán y Fundación Cassará.

Y el próximo 7 de abril se incorporará el Edificio Libertador, sede del Estado Mayor General del Ejército y del Ministerio de Defensa (Azopardo 250) de 17 pisos y con una vista privilegiada de la Ciudad desde la ribera.

"Los porteños no estamos tan acostumbrados al disfrute de mirar la ciudad desde arriba como sí ocurre en otros lugares del mundo", afirmó Contreras.

Edificio Libertador

Por eso, "el objetivo es incentivar la observación en altura de la ciudad pero también el conocimiento de su simbología urbana", señaló Zakim, de profesión arquitecto, quién explicó que en las ciudades, los miradores coinciden con "el remate de edificios, torres y cúpulas" más altos.

En la Ciudad de Buenos Aires se estima que existen unas 400 cúpulas, 110 de las cuales están bajo "Protección Cautelar", y desde esa perspectiva privilegiada que ofrecen es posible ver, entre otras cosas,"la gran diferencia de desarrollo entre la zona norte y la zona sur", con "la Avenida Rivadavia como eje".

"De un lado el horizonte está demarcado por el recorte de los edificios de Recoleta, Palermo y Belgrano. Del otro lado vemos un horizonte mucho más libre que deja ver todas las localidades del conurbano", dijo Zakim, quien a partir de su experiencia en el programa escribió el libro "Cúpulas, remates y miradores de Buenos Aires".

Galerías Güemes

La visión de altura también permite corroborar que, como indican los mapas, "la costa del Río de la Plata es netamente curva".

Uno de los miradores más requeridos del programa es el Hotel Panamericano, cuyo piso 23 ofrece una inmejorable vista de la Ciudad con la Avenida 9 de Julio como eje.

Desde estas alturas se puede apreciar exponentes de distintos estilos arquitectónicos (neoclasicismo, art nouveau, racionalismo, eclecticismo o art déco), así también como los edificios que fueron sucesivamente los más altos de la urbe: el Congreso, Palacio Barolo, Edificio Kavagnah, Edificio Alas, Torre Le Parc y Torre YPF.

Palacio Barolo

Desde 1981 la construcción más alta de Buenos Aires es la Torre Espacial del Parque de la Ciudad, con sus 200 metros y también visible desde este mirador; la cual será sobrepasada el año próximo por los 235 metros de la Alvear Tower que se construye en Puerto Madero.

"Antes había edificios en Buenos Aires que eran los más altos a nivel de Latinoamérica, como fue en su momento el Kavagnah. Hoy eso se ha perdido y por más que Buenos Aires tiene importancia estadística en cuanto a edificios de más de 70 metros, desde 1960 ya no hemos tenido rascacielos que compiten en altura a nivel latinoamericano", aseguró Contreras.

Una curiosidad de Buenos Aires que se puede apreciar muy bien desde este lugar: el chalet normando que en 1927 el dueño de una mueblería que funcionaba en 9 de Julio y Corrientes hizo construir en la azotea.

Mirador ACA

Ubicado a menor altura, el mirador de la Basílica Santa Rosa de Lima brinda la posibilidad adicional de admirar desde una inusual cercanía los detalles de construcción de sus tres cúpulas y su campanario que combinan elementos de estilo neobizantino y neogótico, con clara inspiración en Sacre Coeur de París.

Otro mirador destacado es el de la Galería Güemes, desde donde no sólo se puede ver todo el estuario del Río de la Plata y la costa uruguaya, sino obtener una de las postales más bellas de Buenos Aires, como es la de las cinco cúpulas de esquina de Florida y Diagonal Norte.

"Quizás una de las interacciones más destacables", explicó Zakim puesto que las tres cúpulas neoclásicas de los dos edificios "Bencich" diseñadas por Eduardo Le Monnier dialogan con el hispanoamericanismo del Ex Banco Boston y el art decó del la Equitativa del Plata, obra de Alejandro Virasoro.

Domingo 16 de Abril de 2017
Comentarios