El mapa de la hepatitis B y C en el mundo: hay 325 millones de infectados
Martes 27.06.17
Ciudad de Buenos Aires
20.4°
20.4°
71%
OMS
El mapa de la hepatitis B y C en el mundo: hay 325 millones de infectados

Lo reveló un informe de la Organización Mundial de la Salud, que también destacó que las hepatitis víricas causaron 1,34 millones de muertes en 2015; la situación región por región

OMS

Lo reveló un informe de la Organización Mundial de la Salud, que también destacó que las hepatitis víricas causaron 1,34 millones de muertes en 2015; la situación región por región

Unos 325 millones de personas padecen en el mundo una infección crónica por el virus de la hepatitis B (VHB) o C (VHC), informó hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS), mientras que en la Argentina se avanzó mucho gracias al programa nacional de hepatitis virales, aunque el desafío es ampliar el diagnóstico y lograr mayor acceso al tratamiento, opinaron funcionarios y especialistas.

El informe de la OMS sobre las hepatitis 2017 ("WHO Global hepatitis report 2017") reveló que "la gran mayoría de los afectados carecen de acceso a las pruebas de detección y los tratamientos que podrían salvarles la vida", lo que significa que "millones de personas corren el riesgo de que la infección evolucione lentamente hacia la insuficiencia hepática crónica, el cáncer y la muerte".

"Hoy en día se considera que las hepatitis víricas son un grave problema de salud pública que requiere una respuesta urgente. Hay vacunas y medicamentos para combatirlas, y la OMS se ha comprometido a velar por que todas las personas que necesitan esas herramientas tengan acceso a ellas", afirmó Margaret Chan, directora general de la OMS.

Según el documento, las hepatitis víricas causaron 1,34 millones de muertes en 2015, cifra similar a la atribuible a la tuberculosis y la infección por el VIH: "La diferencia estriba en que, mientras que la mortalidad por tuberculosis y VIH se está reduciendo, la causada por las hepatitis va en aumento", destacó. Así, en 2015 la cifra de nuevos infectados por VHC ascendió a 1,75 millones, mientras que en el mundo hay 71 millones de personas que la padecen.

La hepatitis según la región

Según la OMS, los niveles de los virus B y C "varían en función de la región que se estudie", y precisó que las más afectadas son la Región de África y la Región del Pacífico Occidental

En cuanto a la hepatitis B (VHB), "en la Región del Pacífico Occidental hay 115 millones de afectados (el 6,2% de la población); en la de África, 60 millones (el 6,1% de la población); en la del Mediterráneo Oriental, 21 millones (el 3,3% de la población); en Asia Sudoriental, 39 millones (el 2% de la población); en Europa, 15 millones (el 1,6% de la población), y en las Américas, 7 millones (el 0,7% de la población)", puntualizaron.

Con respecto a la hepatitis C (VHC), apuntó que actualmente las prácticas de inyección con instrumental contaminado en los centros de salud y el consumo de drogas inyectables son las vías más comunes de transmisión. "La prevalencia en las regiones de la OMS es la siguiente: Mediterráneo Oriental, 15 millones (el 2,3% de la población); Europa, 14 millones (el 1,5% de la población); África, 11 millones (el 1% de la población); las Américas, 7 millones (el 1% de la población); Pacífico Occidental, 14 millones (el 1% de la población), y Asia Sudoriental, 10 millones (el 0,5% de la población)", detalló.

El informe mundial de la OMS sobre las hepatitis 2017 mostró además que, a pesar de las dificultades, algunos países están aplicando medidas eficaces contra esas enfermedades. "China logró una alta cobertura de la administración en el nacimiento de la vacuna contra el VHB (el 96%), y alcanzó el objetivo fijado para 2015 de reducir a menos del 1% la prevalencia de la hepatitis B en los niños menores de cinco años", destacó. Por su parte, "Mongolia aumentó las tasas de tratamiento contra las hepatitis al incluir los medicamentos contra la VHB y la VHC en su sistema de seguridad social, que presta asistencia al 98% de la población", agregó.

En la Argentina, en tanto, un 75% de los recién nacidos recibe la primera dosis de VHB antes del alta, destacó el director de Sida, Hepatitis virales y Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) del Ministerio de Salud argentino, Sergio Maulen. "La Argentina es uno de los pocos países que tiene un plan de hepatitis nacional para atender a los pacientes con vacunas, diagnóstico y tratamiento, y eso es destacable", opinó Marcelo Vila, consultor subregional en Hepatitis, VIH y Tuberculosis de la OPS/OMS.

"El país avanzó mucho gracias a ese programa, aunque todavía queda el desafío de llegar a más pacientes con el diagnóstico y tratamiento", dijo Maulen a Télam. "Estamos todavía en la fase inicial de la respuesta a las hepatitis víricas, pero el horizonte es prometedor. Cada vez son más los países que ponen los servicios de lucha contra estas infecciones a disposición de los afectados. Sin embargo, los datos ponen claramente de manifiesto la urgencia con la que debemos subsanar las deficiencias en materia de detección y tratamiento", opinó Gottfried Hirnschall, director en la OMS del Departamento de VIH/Sida y del Programa Mundial contra la Hepatitis.

    Viernes 21 de Abril de 2017
    Comentarios